domingo, 31 de mayo de 2009

Paramore apuesta con verdaderas emociones



Hay cierta serendipia (descubrimiento que se encuentra sin buscarlo) en el hueco que se abre para Paramore respecto el próximo y muy-anticipado Tour de retorno de No Doubt. Los últimos fans deben recordar el video de “Don’t Speak”, donde los tres hombres de No Doubt fulminan con la mirada a la cantante Gwen Stefani mientras afloran en la sesión de fotos de un magazine.

Una cosa semejante puede haber sucedido durante los últimos dos años con Paramore. El joven quinteto pop-punk de Tennessee llegó a las listas con la fuerza de singles optimistas como “Misery Business”, “Decode” de la banda sonora de Crepúsculo y su disco de platino “Riot!”.

Pero la cantante pelirroja de 20 años, Hayley Williams, sin darse cuenta pero involuntariamente ganó parte del centro de atención durante la subida. Su llamativa y abierta personalidad hicieron de ella algo regularmente popular, todo mientras problemas personales surgían con sus compañeros. Paramore canceló parte del tour europeo el año pasado porque, como Williams dijo en un blog, “son cosas internas que han estado pasando en esta banda de hace un tiempo ya”, cosas que tuvieron que solucionar “en casa y en nuestros términos”.

“La habitación se hizo pequeña a medida que más gente husmeaba”, dijo Williams en un sofá de la casa de Rob Cavallo, donde el grupo está poniendo punto final a su aun sin nombre tercer álbum. “Empiezas a molestarte y mucha de esa ira y emoción necesita salir, especialmente para mi”.

Si hubieran dudas por el futuro de la banda, su siguiente álbum debería ser un remedio. El álbum habla sobre las quejas de los miembros del grupo y es un documento probando que lo han superado.

Si “How Do You Sleep?” fue para John Lennon una replica de su tiempo con Paul McCartney, la nueva canción “Ignorance” podría ser para Williams lo mismo. Es posiblemente la más oscura y precisa canción de Paramore, impulsada por la gran capacidad de tocar la batería de Zac Farro y la de su hermano con la guitarra, el jefe organizador del grupo, Josh Farro. Y en la cumbre de todo, Williams es todo veneno, diciéndole a un hombre sin nombre que la “ignorancia es nuestro nuevo mejor amigo / soy sólo una persona pero no puedes aguantarlo”.

Para el resto del grupo, incluyendo a Jeremy Davis y el guitarrista Taylor York, el poder en la escritura de las letras hizo que se dieran cuenta de tales sentimientos como una gratificante dinámica. “Era en plan: bien, cada canción será sobre nosotros”, dijo Josh Farro. “No llegamos a cantar ‘Hayley es imbécil’, pero es guay porque confiamos en Hayley para hacerlo ver más allá de sólo sobre nuestro grupo”.

Para haber sido un grupo contratado por un sello discográfico grande mientras los miembros aun eran adolescentes, ya tiene una mezclada bendición de unos cuantos reconocidos hits. “Misery Business” fue una deliciosa parte de una rivalidad escolar, y Decode tuvo la experta habilidad de atraer a los fans de Crepúsculo anhelando poder salir con un apuesto vampiro.

Pero la nueva “Excepción” es completamente diferente para la banda –una calmada balada recordando a George Harrison o a Elliott Smith. En esta, Williams dibuja en paralelo entre presenciar el fracaso de un matrimonio y el final de un lío amoroso. Es una movida necesidad. “Cuando era pequeña, vi mi padre llorar y maldecir al viento / él destrozó su propio corazón, yo vi como intentó volver a reunirlo”, canta, antes de seguir. “Sé que te irás por la mañana, pero déjame con algún tipo de prueba de que no es un sueño”.

“Diré a los grupos que se dirijan a donde tengan miedo de ir, a un sitio de sufrimiento”, dijo Cavallo. “Nunca he tenido que decir eso a Hayley porque ya está allí. Hay muchas posibilidades de que este grupo se haga increíblemente grande con este álbum”.

La popularidad de masas puede empeorar algunos de los problemas del grupo y Williams en particular, tuvo el mando en este álbum. Williams admite sentirse “ridícula acerca de que el 90% de los artículos sobre nosotros empiezan con algo sobre mis medidas o mi pelo”, una realidad de el sitio de Paramore en la visión del público que seguramente irritaron a los miembros del grupo en un pasado.

Pero éste álbum tendrá mucho que hacer con probar la intensa maestría musical del grupo y las ambiciones de Williams como letrista. Al lanzar su ropa sucia de la juventud, Paramore pueden haber hecho su álbum más adulto por ahora.

“Todos somos humanos y nos tenemos que querer los unos a los otros”, dijo Williams. “Después de ver como funcionan las relaciones, cómo confías en alguien que justo es tan desperfecto como tu? Es algo embarazoso, porque hay mucho de mi en estas canciones, pero eso es lo bonito en ellas. Estoy creciendo”.